A las 17:20 horas de este martes, un transporte escolar se quedó sin frenos y terminó chocando contra una vivienda, a la cual ingresó, derrumbando paredes.

Los ocho niños, alumnos del colegio María Auxiliadora resultaron con algunos golpes y un gran susto, tras el choque.

Fueron inspeccionados por Bomberos Voluntarios quienes constataron el estado de salud de los menores.

El hecho ocurrió en la calle Mariscal Estigarribia esquina Tuyuti, en el kilómetro 20 de la ruta 2, según el reporte policial.

El vehículo pertenece a la empresa de Transporte y Turismo Raquelita y cuando ocurrió el percance, el bus estaba siendo conducido por Carlos Antonio González Vera de 29 años.

Chatarra

El ómnibus involucrado era de la marca Mercedes Benz del año 1971, es decir que tiene 46 años de uso.

La Municipalidad de Capiatá es la institución encargada de otorgar la habilitación a los vehículos para el funcionamiento como Transporte Escolar.

Comentarios

comentarios