La Patrulla Caminera implementará desde este miércoles las llamadas “multas electrónicas”, que consisten en la eliminación de boletas y la generación de códigos de barra.

Los agentes solo podrán cobrar con tarjetas de crédito.

Luis Christ Jacobs, director de la Patrulla Caminera, conversó con ABC Cardinal y explicó que, de ahora en más, los agentes generarán las facturas de las multas a través de una tableta, que a su vez se imprimirán al instante y el infractor podrá pagar en cualquier boca de cobranza a través de un código de barras.

Para aquellos que quieran pagar al instante, los inspectores ya no recibirán dinero en efectivo, sino que cobrarán con tarjetas de crédito.

Esto da la posibilidad de que las multas se registren en una base de datos.

La intención es, obviamente, tratar de evitar las coimas y mejorar la recaudación en cuanto a infracciones.

“Lo que manda es el código de barras en la multa, con eso ya aparece en el sistema. Si se paga dentro de los cinco días, tiene un descuento del 25%”, precisó Jacobs.

La multa electrónica no es igual a la fotomulta, que podría implementarse el año que viene.

Comentarios

comentarios